A 20 años del estreno de “Legalmente rubia”, cómo están hoy las grandes figuras del elenco

Arte Y Medio

Hace 20 años se lanzó la primera entrega de Legalmente Rubia, que se convirtió en un éxito rotundo: 142 millones de dólares de recaudación y un puntaje de 6.2 según Rotten Tomatoes. Basada en el libro homónimo de Amanda Brown. trascendió gracias a una sinopsis: Elle Woods (Reese Whiterspoon) era una joven muy bella, experta en moda y novia de Warner Huntington III (Matthew Davis), hijo del gobernador, quien acaba con el noviazgo porque consideraba que ella no era suficiente para ser su esposa.

Elle decide estudiar leyes en Harvard para demostrarle que sí podía encajar para casarse con él. Con el paso del tiempo, se da cuenta que esa era su vocación: ser abogada. Aun cuando muchos la subestimaron por vestir rosa y ser rubia.

Y es que Elle es un personaje perfectamente diseñado para romper paradigmas y demostrar que la belleza solo es un atributo adicional. Fue una manera de acribillar el estereotipo de las chicas rubias, perfectamente vanidosas y superficiales.

A simple vista pareciera que esta comedia nos defraudaría, pero es un libro abierto que deja una lección acerca de los prejuicios y el deber ser, y se transformó en una de las películas de la cultura pop más recordadas del 2000.

El guión escrito por Karen McCullah inicialmente tenía un estilo mucho más crudo, cruel y satírico, como American Pie. Pero la producción pidió que se hiciera un poco más sobrio, con un toque de comedia mucho más universal. Tuvo varias ediciones: el primer borrador establecía un final romántico entre Elle Woods y Vivienne Kensington. Hubiera sido demasiado…

El guión de Legalmente Rubia tiene trasfondo bastante particular: es muy feminista. El empoderamiento de Elle cuando se revela ante su profesor ?que intentó seducirla? al ganar el caso. Su discurso durante toda la película: demostró tener alta autoestima, creer en ella misma al alzar su voz y, sobre todo, empoderarse en un estrado aun siendo estudiante de primer año.

¿Elle, sin Reese Witherspoon?

No podríamos imaginarnos a Woods encarnada en otras actrices. Aunque Reese Whiterspoon fue la gran elegida en el casting para interpretar a la rubia más popular, no fue la única candidata: otras actrices como Gwyneth Paltrow, Alicia Silverstone, Katherine Heigl, Charlize Theron, Christina Applegate, Milla Jovovich y hasta Jennifer Love Hewitt audicionaron para el papel principal.

Witherspoon fue quien supo sacarle el provecho a su personaje. Una de sus condiciones dentro del contrato era que debía quedarse con todos los atuendos que utilizaría Elle. Además, para interpretarla, estuvo durante dos semanas familiarizándose con el ambiente de la estética y la moda. ¡Y lo logró!

¿Y a dos décadas de semejante éxito, ¿qué fue de la vida de los actores principales?

Elle le abrió camino a Reese Witherspoon para pronunciarse como una actriz. Hoy en día, junto con su productora, Hello Sunshine, se dedica a crear guiones donde la participación femenina tenga lugar clave en las nuevas producciones. Recientemente vendió su compañía por 900 millones de dólares para permitir un crecimiento aún mayor.

Luego de interpretar a este recordado personaje, Reese siguió escalando con Sweet Home Alabama (2005) y Walk The Line (2005), por la cual ganó un Oscar. Además de ser actriz, produjo Big Littles Lies, de HBO, y The morning show, por Apple TV.

Luke Wilson era Emmett, el chico que siempre creyó en Elle. Luego de su debut en esta franquicia, el actor obtuvo papeles en Los Ángeles de Charlie (2001) y Old School (2003). En los últimos años estuvo actuando en The Goldfinch (2019) y Stargirl, de The CW. Pronto saldrá en películas como Plus/Minus y The Cleaner.

En tanto, Jennifer Coolidge fue Paulette en Legalmente rubia, una de las amigas más fieles de Elle: la apoyó hasta el final. Esta actriz ya había debutado en American Pie (1999) como la madre de Stifler. Es una de las actrices más consolidadas de aquel elenco: ha hecho más de 50 personajes después de interpretar a Paulette. Las producciones más sonadas en las que estuvo fueron Sex and the City (2003), A Cinderella Story (2004) y 2 Broke Girls (2011-2017). De las más recientes, Like a boss (2020).

Selma Blair era Vivienne Kensington, la enemiga/amiga de Elle Woods. Un dato curioso: antes de esta película ya había compartido set con Reese Whitespoon en Cruel Intentions. Esta dupla ha sido una de las más prolíficas de los 2000. Selma interpretó a la mánager y mamá de las Kardashians, Kris Jennes, en American Crime History: O.J Simpson. Otra vida (2019), de Netflix. También interpretó a la mamá de Tessa Young en After (2019,), fue la inolvidable Liz Sherman en Hellboy. Selma ha luchado contra la esclerosis múltiple y pronto lanzará un documental que registra su historia.

¿Y Warner, el chico que le rompió el corazón a Elle? Matthew Davis debutó en Legalmente Rubia. Luego estuvo en varias producciones, sin embargo, recién en 2009, con The Vampire Diaries, su éxito volvió a ser fulgurante. También apareció en The Originals.

Brooke Taylor fue la primera clienta de Elle, quien creyó en ella. Fue interpretada por Ali Larter, quien ya había debutado en Varsity Blues, en 1999. La actriz ha seguido triunfando, de hecho, protagonizó la serie Heroes (2006-2010). Estuvo como Amelia en Pitch (2016), producida por Fox. Aunque realmente la recuerdan mucho más por protagonizar en la franquicia de Resident Evil, como Claire Redfield.

La recordada y cruel profesora Stromwell estuvo a cargo de Holland Taylor. Muy crítica y dura con Elle, fue quien la inspiró a volver a Harvard después de una crisis. Actriz legendaria, Holland Taylor hizo carrera en Broadway y otros teatros. Antes de estar en Legalmente rubia ya había hecho parte de Saved by the bell: The College Years. Es mucho más recordada por ser la madre de Allan y Charlie en Two and Half Men durante más de una década. Recientemente hizo parte de To All the Boys (2020), de Netflix, como Edith Stormy McClaren-Sheehan. Aparecerá pronto en The Chair.

El detestable profesor Callahan era Victor Garber. Fue un personaje clave, quien le concedió la oportunidad a Elle de entrar a una firma de abogados. El veterano actor ya había hecho carrera en Alias, de ABC, con el que fue nominado a varios Emmy. The Flash, de The CW, fue otra oportunidad para ser recordado. Sin embargo, en 2018 decide volver a los teatros con Hello, Dolly, como Horace Vandergelder. Su más reciente trabajo ha sido en Family Law.