Brad Pitt lanza línea para el cuidado de la piel elaborada con residuos de la producción de su vino

Brad Pitt

PEOPLE EN ESPAÑOL – Brad Pitt quiere que «envejezcas bien» con su nueva línea para el cuidado de la piel.

Icono de iconos, el hombre más deseado por mujeres de varias generaciones, sex-symbol de los 90 y los 2000 por excelencia… sí señoras, hablamos de Brad Pitt, el actor que parece haber firmado un pacto con el diablo porque por él no pasan los años, ha presentado su propia línea para el cuidado de la piel.

Pero cuidado porque él no quiere que sea «la crema de Brad Pitt», ni siquiera va a ser la imagen de Le Domaine, que es como se llama la firma. El protagonista de Seven ha utilizado sus experiencias con su castillo francés para este proyecto, dando a luz un régimen para mimar tu rostro y retrasar el envejecimiento como si fueras Benjamin Button.

Cuando en 2008 Pitt adquirió el Château Miraval se enamoró de la Provenza francesa. Dispuesto a renovar el castillo y dar uso a las viñas, contactó con la familia Perrin, poseedores de varias tierras en la región y viñedos centenarios, para relanzar uno de los vinos de Miraval. Marc Perrin es la quinta generación de viticultores de su familia, y poseen el Château de Beaucastel desde 1909.

Brad Pitt

Los Perrin son famosos por producir vinos exquisitos, y habían innovado en la producción con la decisión de no emplear químicos en sus uvas, manejando sus tierras con una filosofía que abrazaba los ritmos y ciclos de la naturaleza. Una línea de pensamiento que resonó en el actor y productor, con quien inmediatamente comenzaron una fabulosa relación de negocios.

¿Qué te animó a crear una línea de cuidado para la piel junto a los Perrin? 
Brad Pitt: Durante mucho tiempo había barajado la idea de crear una línea de cuidado para la piel. Cuando los Perrin me hablaron de su investigación, que habían llevado a cabo con un profesor sobre las cualidades antioxidantes de las uvas y sus hojas, hizo clic. Rápidamente decidimos desarrollar una marca de cuidado para la piel única y sostenible, fusionando las investigaciones más modernas con los mejores ingredientes naturales.

– Los Perrin querían saber cómo hacer de la producción de vino un ciclo circular, y aprovechar los restos de uva que se generan en la elaboración-.

¿Has dado alguna indicación sobre al rango de productos?

BP: He estado involucrado en cada paso del proceso creativo, desde elegir el nombre y la identidad de marca hasta probar los productos. Soy una gran fanático de todos ellos y uso The Cream a diario. Es mi favorita. Realmente me gusta la textura, muy cremosa, e hidrata con rapidez. Mi piel está mucho más cómoda bajo el sol de California.

Respecto al nombre francés Le Domaine, «dominio» en castellano, Marc Perrin apunta: «La palabra Domain encapsula la tierra y nuestra historia. Evoca herencia, el legado de unos valores familiares que atesoramos con cariño y una forma de agricultura sostenible».

Brad Pitt

En estos momentos, la marca cuenta con tres productos disponibles: una emulsión limpiadora, un suero y una hidratante, pero ya ha anunciado que lanzará una crema fluida en enero y tienen pensado seguir ampliando su oferta.

La línea está concebida como una unión entre ciencia y naturaleza, con ingredientes recolectados de las tierras francesas que tienen probada efectividad respaldada en el laboratorio. Para Pitt es más una filosofía de vida que una marca de cosméticos, y pretende promover la idea de envejecer bien, ralentizando este proceso ineludible, más que la de antienvejecimiento.

En cuanto a la ciencia, las fórmulas veganas cuentan con dos complejos, bautizados como GSM10 y ProGR3, con potentes ingredientes de origen natural como polifenoles provenientes de las uvas -un gran antioxidante-, células madre de dos tipos de flor de viña, ácido hialurónico de distintos pesos moleculares, niacinamida, manteca de karité y plantas ayurvédicas. Muchos de estos ingredientes se obtienen de las viñas centenarias de la familia Perrin con métodos ecológicos.

Con la sostenibilidad en mente y para reducir el impacto medioambiental, los frascos son de cristal, todos rellenables menos el de la emulsión, y han utilizado el menor plástico posible y si lo hay, es reciclado. Los productos se presentan en cajas de cartón procedente de fuentes responsables y en lugar del típico librito de instrucciones, los consumidores encontrarán un código QR, para minimizar el consumo de papel.

¿Lo más hermoso del packaging? Los tapes de los frascos, hechos por artesanos franceses con el roble sobrante de las barricas de vino de la familia. No hay dos iguales.

Háblanos del diseño de los empaques.

BP: Como quizá sepáis, soy un gran admirador de la arquitectura y el diseño y me encantó la idea de reutilizar la madera de las barricas. Hemos trabajado con un diseñador local para crear estos tapones únicos. Están hechos en Francia por artesanos y cada pieza es única. Es a la vez minimalista y sensorial.

¿Vas a ser la imagen de la marca?

BP: No es el plan. Le Domaine no está concebido como una «marca de celebridad». Son cosméticos para cada hombre y mujer. Me encanta la idea de una línea sin género. Cuando lo creamos con los Perrin estuvimos de acuerdo en que no queríamos una cara que lo representara.

Cabe destacar que dos de sus exparejas, Gwyneth Paltrow Jennifer Aniston, tienen sus propios emprendimientos en el mundo de la belleza con Goop y LolaVie respectivamente, marcas de las que ellas son imagen y con las que han triunfado en esta competitiva industria.

En este momento se obtienen ingredientes de las tierras de los Perrin, ¿tenéis pensado incluir componente de Miraval también? 
BP: Ya usamos aceite de oliva de Miraval en The Cream y espero que en un futuro cercano más ingredientes naturales se recolecten de nuestras tierras. También tengo pasión por los árboles y he creado un arboreto con muchas plantas mediterráneas que son potencialmente interesantes para los productos.

Pitt, quien a pesar del tumultuoso momento personal que vive sigue triunfando en el cine y se ve estupendo a sus 58 años, parece haber revelado el secreto de la eterna juventud, además de haber probado fortuna en campos tan dispares como la escultura.

Desafortunadamente, sus productos no están al alcance de todos los bolsillos. El suero The Serum está disponible por $385 la botella y $350 la recarga, la emulsión The Cleansing Emulsion cuesta $80 y The Cream puede ser tuya y copiarle el truco al actor, por $320 y $270 la recarga. Una rutina un poco cara, pero que por las investigaciones que la respaldan y la calidad de sus ingredientes, seguro ofrece magníficos resultados.

También puedes leer: J Balvin lanza “OYE”, una aplicación “bilingüe de bienestar creativo»